Deberes y derechos básicos del alumnado
Son deberes básicos del alumnado los siguientes:
  • Estudiar y esforzarse para conseguir el máximo desarrollo según sus capacidades.
  • Participar en las actividades formativas y, especialmente en las escolares y complementarias.
  • Seguir las directrices del profesorado.
  • Asistir a clase con puntualidad.
  • Participar y colaborar en la mejora de la convivencia escolar y en la consecución de un adecuado clima de estudio en el centro, respetando el derecho de sus compañeros a la educación y la autoridad y orientaciones del profesorado.
  • Respetar la libertad de conciencia, las convicciones religiosas y morales, y la dignidad. integridad e intimidad de todos los miembros de la comunidad educativa.
  • Respetar las normas de organización, convivencia y disciplina del centro educativo.
  • Conservar y hacer un buen USO de las instalaciones del centro y materiales didácticos.

  • Se reconocen al alumnado los siguientes derechos básicos :

  • Recibir una formación integral que contribuya al pleno desarrollo de su personalidad.
  • A que Se respeten su identidad, integridad y dignidad personales.
  • A que su dedicación, esfuerzo y rendimiento sean valorados y reconocidos con objetividad. A recibir orientación educativa y profesional.
  • A que se respete su libertad de conciencia, sus convicciones religiosas y sus convicciones morales, de acuerdo con la Constitución.
  • A la protección contra toda agresión física o moral.
  • A participar en el funcionamiento y en la vida del centro, de conformidad con lo dispuesto en las normas vigentes.
  • A recibir las ayudas y los apoyos precisos para compensar las carencias y desventajas de tipo personal, familiar, económico, social y cultural, especialmente en el caso de presentar necesidades educativas especiales que impidan o dificulten el acceso y la permanencia en el sistema educativo.
  • A la protección social, en el ámbito educativo, en los casos de infortunio familiar o accidente.
  • El ejercicio del derecho de asociación, así como la formación de federaciones y confederaciones.

  • De los padres y madres
    Se reconocen los siguientes derechos y deberes a los padres, madres y tutores legales del alumnado .
    • El principal derecho de los padres y tutores legales de los alumnos es colaborar activamente en la educación integral de sus hijos junto al centro de enseñanza.
    • Todo padre de alumno tiene el derecho de ser informado puntualmente de todo lo concerniente a la enseñanza y formación de sus hijos. El centro atenderá, dentro de su disponibilidad organizativa, cuantas soluciones presenciales y documentales le sean planteadas sobre este tema por los padres, especialmente las referidas a faltas de asistencia y resultados de las evaluaciones.
    • Los padres podrán visitar el centro para entrevistarse con los miembros del cuerpo directivo, particularmente con el director y el jefe de estudios, orientador, tutores de grupo y restantes profesores de éste en los horarios que, de acuerdo a lo dispuesto en la normativa vigente, sean recogidos en la Programación General Anual del centro. La dirección está obligada a dar publicidad suficiente a estos horarios de atención.
    • Todo padre de alumno menor de edad podrá ejercer, en su nombre, el derecho de reclamación ante resultados de evaluación, resoluciones disciplinarias y cuantas actuaciones les afecten directamente. El centro facilitará la información suficiente para que este derecho pueda ser ejercido en condiciones de igualdad.
    • Los padres de alumnos tienen el derecho de participar activamente en la vida del centro a través de la elección de sus representantes en el Consejo Escolar, Departamento de Actividades extraescolares y complementarias, Asociación de padres y madres y restantes órganos y agrupaciones representativas legalmente reconocidas.
    • Los padres y tutores legales de los alumnos deben contribuir al buen funcionamiento del Instituto a partir de la comprensión de los problemas educativos planteados individual y colectivamente, y búsqueda conjunta de fórmulas para resolverlos.
    • Dentro de las funciones formativas del alumnado se determina el deber fundamental del padre de acudir al centro cuando sea requerido por el director, el jefe de estudios, el orientador, el tutor escolar o cualquier otro de los profesores de su hijo. En este sentido la colaboración de los padres en la formación educativa del centro tiene en el jefe de estudios y el tutor escolar los cauces preferentes de atención y colaboración.
    • En sus relaciones con el centro, todo padre debe respetar la dignidad del profesorado y su función profesional, así como la de todos los miembros de la Comunidad Escolar.
    • Los padres de alumnos tienen la obligación de recabar información que resulte fundamental en la formación de su hijo, principalmente la referida a asistencia a clases de evaluación.
    • Aquellos padres de alumnos menores de edad y en enseñanzas obligatorias velarán especialmente porque sus hijos asistan a clase con regularidad y puntualidad e informarán al centro de las horas de inasistencia y causas de ausencia de su hijo en los plazos y formas establecidas en el reglamento del Centro.
    • Se reconoce a los padres y tutores legales de alumnos el ejercicio de aquellos derechos y el cumplimiento de los deberes que quedan recogidos en el presente Reglamento, Reglamento Orgánico de Institutos de Enseñanza Secundaria de Canarias, Ley Orgánica de Educación y los generales de la Ley.